5 beneficios de incorporar el deporte a la empresa
Ir al blog

5 beneficios de incorporar el deporte a la empresa

Las empresas que apuestan por el talento saben que los empleados esperan que se preocupen por su salud y bienestar en todas sus dimensiones. Por eso tienen claro que contar con una plantilla motivada pasa por ayudarles a conciliar con sus elecciones vitales. La clave puede ser poner a su disposición servicios que les ayuden a practicar deporte, entre otras tendencias.

Desde ese punto de vista, hoy día es más necesario que nunca diseñar programas de beneficios que permitan responder de forma personalizada a esa demanda de los empleados de flexibilidad y conciliación. Es decir, con servicios que les aporten realmente valor y mejoren su calidad de vida en el trabajo. Esto pasa por aplicar un enfoque integral, que vaya más allá de los paquetes de beneficios preconfigurados.

Nuevas propuestas con servicios innovadores

Dentro de estas nuevas propuestas creativas para los empleados, los servicios relacionados con el deporte son la nueva estrella. Cada vez son más los profesionales conscientes de los beneficios que la actividad física tiene para la salud. Por tanto, valoran que sus empresas les ofrezcan soluciones que les ayuden a conciliar para poder mantenerse en forma.

Hacer deporte presenta innumerables beneficios, como son la prevención de enfermedades físicas y mentales. Además, la actividad física produce endorfinas, hormona que genera una sensación de bienestar. Y está muy relacionada con el esfuerzo y la fuerza de voluntad, con lo que se refuerzan también la determinación y la capacidad de cumplir objetivos.

Beneficios para las personas y para las organizaciones

En definitiva, las personas que hacen deporte tienen más energía y se sienten más felices. Eso evidentemente se traslada a su rendimiento profesional. Sin embargo, las ventajas para una empresa de incorporar servicios para el deporte no se quedan en el ámbito individual. También da lugar a otros efectos positivos a mayor escala en la organización. Así, mejoran la atracción y retención del talento, al tiempo que favorecen un estilo de vida más saludable en la plantilla. Veamos los principales beneficios de incorporar el deporte a la empresa:

  • Reduce las bajas laborales y el absentismo, tanto por razones físicas como emocionales. Los trabajadores que practican algún deporte se encuentran en mejor forma física y mental para afrontar los retos del día a día. En síntesis, sufren menos el desgaste del ajetreo cotidiano.
  • Refuerza la marca de empleador de la empresa. Una compañía que ofrece servicios relacionados con el deporte hace mucho más atractiva su propuesta de valor al empleado. Además, también se mejora la imagen corporativa en general.
  • Potencia las relaciones personales y el trabajo en equipo. Si el deporte se practica de forma conjunta, por ejemplo, participando en un torneo contra otras empresas, se fortalece los lazos y el espíritu de conjunto. Esto redunda en la mejora del rendimiento de los equipos.
  • Mejora el clima laboral y ayuda a evitar los conflictos. Los empleados que realizan alguna actividad deportiva se sienten mucho más equilibrados y menos estresados.
  • Aumenta la autoestima de los profesionales. La actividad física les hace sentirse mejor y favorece que desarrollen todas sus capacidades. Habilidades como la negociación, la resolución de conflictos o el liderazgo se ven potenciadas gracias a ella.

Como vemos, ayudar a los empleados a hacer deporte es una forma de demostrarles que la empresa se preocupa por su bienestar. Además, también aporta otras ventajas que lo hacen imprescindible y casi urgente.


¿A qué esperas para incluir el deporte en tu empresa?

Facilita a tus empleados el acceso a una vida sana y saludable con GymForLess, un único pase que les permitirá acceder a más de 1.000 gimnasios.

 

Ir al blog

También te puede interesar